En los últimos años ha habido un aumento significativo en el consumo de suplementos de energía alimentaria (SEA ) asociados con publicidad ENGAÑOSA, relacionada para combatir la obesidad, o favorecer el rendimiento fisico. Os traigo un estudio Ann Hepatol. 2012 Jul-Aug;11 en el que muestra el caso y resultado de un joven paciente que desarrolló una lesión hepática aguda mixta ( hepatocelular y colestásica ) después de la ingestión de diversos  productos para aumentar la masa muscular y el rendimiento físico en concreto, (N.O. – Xplode ® ) y ( Growth factor ATN ® ) (SimiCarnitina ® ) ambas marcas registradas.

tabla

El diagnóstico se basa en la exclusión de otras enfermedades y resultados de la biopsia del hígado. El suplemento de multivitaminas y hierbas es uno de los mayores incrementos en el mercado , con ingresos anuales que ascienden a miles de millones y en constante, no obstante sigue sin haber evidencia científica o reproducible sobre la eficacia y / o seguridad de los productos ofrecidos . Por otra parte , y al contrario de la creencia popular , las diferentes formas de lesión asociados a estas sustancias naturales han sido documentados sobre todo en el hígado ,lo que apoya mas la idea de necesidad de una regulación más estricta .

dddddddddddddddddd dddfdfdfdfdf dfffdfdf

Hoy en día, los suplementos deportivos han dejado de ser ayudas utilizadas únicamente por deportistas para ser consumidas, cada vez más, por gente de a pie. Cada vez son más las personas que acuden a los gimnasios y en lugar de preguntar para asesorarse sobre un correcto plan de entrenamiento, ya sea para perder peso o aumentar su masa muscular, preguntan por esa pastillita ganadora, esa que les hará conseguir el objetivo que tanto desean.

Lo que casi nadie sabe es que el uso y sobre todo abuso que se viene haciendo últimamente de los suplementos deportivos pueden tener consecuencias sobre la salud. Vamos a tratar de ver por qué NO debemos tomar suplementos deportivos:

    • En primer lugar, la mayoría de los suplementos deportivos poseen un efecto placebo. Las compañías financian sus productos con una publicidad engañosa, de dudosa veracidad con el fin de sacar al mercado una mayor gama de suplementos con el único fin de enriquecerse.
    • Las dosis recomendadas por todas las compañías son excesivas para conseguir de esta manera un mayor número de ventas. Consumir cantidades desmesuradas lo único que puede provocar son problemas de salud para el consumidor.
  • Efectos secundarios. Como he dicho anteriormente, la mayoría de estudios son financiados por las compañías. En los estudios se muestran los supuestos beneficios conseguidos (que normalmente son debidos al entrenamiento seguido y no al suplemento) pero no muestran los efectos secundarios que puede traer consigo el consumo de dicha ayuda. Casi el 80% de suplementos que actualmente reinan el mercado, carecen de efectos ergogénicos que dicen tener, ya sea reducción de peso, aumento del mismo, mejora del rendimiento físico etcétera.
  • Ahorro. La mayoría de estos suplementos suponen un gasto considerable y que podemos ahorrarnos ya que para cualquier persona de la calle y más aun, un neófito en el mundo del entrenamiento, no necesita ningún tipo de ayuda para mejorar su rendimiento y alcanzar sus objetivos. Su objetivo debería ser, entrenar adecuadamente, alimentarse de una forma correcta para su objetivo y descansar.
  • Siempre que decidáis comprar un suplemento preguntaros lo siguiente:

– ¿Tendrá dicho efecto que dice tener?

– ¿Realmente me hace falta?

              En el caso de que decidáis suplementaros, elegir bien, el proveedor, la marca del suplemento, y lo mas importante revisar bien su composición nutricional. A muchos os sorprenderá y otros tantos no me creeréis pero este tipo de productos apenas pasan controles, es más, pocos son los que cumplen. Tras ser analizados, se ha observado que dichos suplementos no poseen las cantidades que afirman poseer, además de presentar otros compuestos que no aparecen en la etiqueta obligatoria. Muchos suplementos contienen compuestos, que no se mencionan en su etiqueta nutricional, como sustancias dopantes, con el único fin, de que el consumidor vea algún “resultado”. Obviamente no todos los suplementos son iguales, aqui entra el factor de donde nace el problema, la calidad, todo depende del suplemento en cuestión.